El by-pass, condenado al colapso continuo por una ampliación pendiente desde 2009

By 3 noviembre, 2014Noticias, noticias inicio

El by-pass, condenado al colapso continuo por una ampliación pendiente desde 2009
La nueva propuesta de Fomento, que tiene previsto licitar las obras el próximo año, ha recibido 285 alegaciones

            Dos accidentes en cinco días: colapso del by-pass con el desespero para los miles de conductores que circulan por este tramo de la autovía A-7 El by-pass soporta una circulación de entre 80.000 y 100.000 vehículos, de los que el 25% son transportistas. Esta situación se prolongará hasta que se ejecute la ampliación del by-pass, pendiente desde el año 2009, cuando Fomento presentó un proyecto que quedó aletargado, y anunciada en 2002 por el entonces ministro de Fomento, durante una visita a Valencia.
Fomento anunció el pasado marzo que retomaba la anhelada ampliación. Actualmente, ha finalizado el plazo para presentar alegaciones, y se han recibido 285 escritos de diversa índole y de distintas entidades.

Inversión de 288 millones

El expresidente se encuentra en el Ministerio de Ambiente, que es el que debe emitir el informe de impacto ambiental. A partir de ahí, Fomento presentará el trazado definitivo y podrá iniciarse el proceso administrativo para la licitación y adjudicación de las obras. La previsión es que el próximo año puedan ya licitarse y estar acabada la ampliación entre 2018-2020.
La inversión prevista es de 288,54 millones y se abordará el tramo entre la CV-32 a la altura de Massamagrell hasta la A-3, dividido en tres subtramos para facilitar su ejecución, que en los presupuestos para 2015 no recoge ninguna partida para esta obra. El primer subtramo abarca desde el enlace de la CV-32 hasta el cruce con la CV-35. 10.62 kilómetros y un coste de 101.8 millones. El segundo es el de mayor coste: 7.4 kilómetros y 142.4 millones. Discurre desde la CV-35 a la CV-370 y considerado el más delicado.
Paterna remitió alegaciones en contra de la ampliación al considerar que provocará problemas de inundabilidad. Además, presentó un proyecto ferroviario de 14 kilómetros como alternativa al by-pass. El tercer tramo sobre el que se trabajará es el que va de la CV-370 a la A-3, con 4.52 kilómetros y un presupuesto de 44.3 millones.

De cuatro a seis carriles

La mejora planteada por Fomento prevé ampliar los seis carriles actuales hasta alcanzar los diez o doce según los tramos, incorporar entre dos y tres viales más por cada sentido de circulación. El objetivo es mejorar la seguridad vial y reducir la accidentalidad, además del ahorro de tiempo que supondrá para los camiones.

Seguridad vial

Para la Cámara de Contratistas de la Comunidad Valencia la ejecución de la ampliación del by-pass es urgente y prioritaria por el hándicap añadido de cruce tráficos de largo recorrido, explica su director gerente, quien recuerda que en el 2008 la IMD se situó en los 120.000 vehículos diarios. Recuerda la situación de colapso e inseguridad vial que se arrastra en este tramo de la A-7 desde hace años y que se suma a la que registra la N-332 entre Sueca y Favara, considerado el pasado año como el tramo de carretera nacional convencional con mayor siniestralidad mortal de Estaña. Recordó que el Gobierno tiene una responsabilidad patrimonial en la conservación y mantenimiento de la red viaria estatal, a la que Fomento apenas destinará en 2015 63.58 millones según las cuentas presentadas.

 

 

 

Ref.: Las Provincias 03.11.2014