FOMENTO DUPLICA LA INVERSIÓN Y LA CERCANÍAS OBTIENEN 300 MILLONES

By 15 enero, 2019Noticias, Sin categoría

Carreteras impulsará veteranos proyectos paralizados como las variantes de la Font de la Figuera, Benissa y Cullera-Favara. La inversión en ferrocarril convencional supera a la de alta velocidad.

El Ministerio de Fomento aumenta un 89,1% el presupuesto de inversiones reales para la Comunitat Valenciana en el proyecto de cuentas presentado ayer por la ministra de Hacienda, Maria Jesús Montero. Los valencianos pasan así de los 122,7 millones presupuestados por el último gobierno de Mariano Rajoy al esfuerzo inversor de las primeras cuentas que presenta el Ejecutivo de Pedro Sánchez que elevan a 232 millones la planificación de nuevas infraestructuras para la Comunitat Valenciana (sobre todo en el área de Carreteras) incluidos en los presupuestos de Fomento.
A esta cantidad cabe añadir la inversión anual que prevén las empresas públicas dependientes del ministerio (Adif, Adif Alta velocidad y Renfe) que prevén una inversión anual que sumará 670,9 millones repartidos entre las tres provincias, si las cuentas presentadas por el Ejecutivo de Pedro
Sánchez logran salir adelante. Como novedad, cabe destacar que, por primera vez, las líneas ferroviarias convencionales logran más inversión que las de alta velocidad, según el proyecto de presupuestos presentado por la ministra de Hacienda.
Nueva inversión, viejos proyectos Aunque la punzada de decepción llega al analizar al detalle los proyectos a los que se destinará este esfuerzo inversor sin precedentes para la Comunitat Valenciana ya que recibirá por primera vez el 9,8% del presupuesto estatal. Se trata de nuevas inversiones para viejos proyectos. Algunos tan veteranos como las variantes de la Font de la Figuera, Benissa y Cullera-Favara que en 2019 recibirán un empujón presupuestario, si las cuentas logran aprobarse.
El Ministerio de Fomento destinará el próximo año 20 millones de euros, el grueso de la inversión, para finalizar los 12,5 kilómetros de la variante de la Font de la Figuera, el tramo de conexión entre la A-31 y la A-35 de la autovía A-33. Una autovía en la que le sigue en volumen de importancia inversora, la variante de Cullera-Favara que logra una inyección de 29,5 millones (se paralizó en 2011 y se reactivó en 2015) y la de Benissa (bloqueada desde 2009) que logra 14,8 millones de inversión en el proyecto de presupuestos de 2019. Los recortes presupuestarios y problemas de las empresas
constructoras dejaron en pausa las tres autovías, que ahora parece que verán la luz al final del túnel  si salen adelante los presupuestos.
Fomento también prevé impulsar el enlace Oliva Sur, con 12 millones de euros, en el año en el que se prevé liberalizar la AP-7 tras casi medio siglo de pago de  peajes. Por último, la V-21, retrasada por las peticiones para minimizar su impacto en la huerta, también recibirá 11,8  millones de
euros en las cuentas de 2019. También recibirán 13,1 millones de euros los 12,8 kilómetros de la N-232 entre el Barranco de la Bota y la Masía de la Torreta en la comarca de Els Ports. Otros proyectos destacados como la ampliación del bypass, cuyo proyecto acaba de aprobar el departamento que dirige José Luis Ábalos, recibe un presupuesto testimonial de 100.000 euros,  de lo que se deduce que este proyecto muy criticado en Paterna aún tardará años en materializarse. Respecto a infraestructuras ferroviarias, las cuentas de Adif y Renfe confirman la apuesta adelantada por el secretario de Estado de Infraestructuras del Ministerio de Fomento, en su última visita a València, en la primera reunión de chequeo del Plan de Cercanías. «La movilidad sostenible es el objetivo número uno de este gobierno, porque hace la economía sostenible. Un total de 17 millones de personas usaron las Cercanías en la Comunitat Valenciana el año pasado, por lo que nuestro compromiso es movilizar 250 millones de euros en 2019», se comprometió Saura el pasado 5 de diciembre ante los periodistas tras la reunión con su equipo con el de la Conselleria de Obras Públicas.
La provincia de València será la más beneficiada de este compromiso ya que se destinarán 235,45 millones para el ferrocarril convencional: 174 millones para las Cercanías de València, otros 38,5 Para el corredor mediterráneo y 7 millones más para ejecutar apartaderos y renovar la vía en la
línea Sagunt-Teruel. Adif Alta Velocidad prevé 119,3  millones en la  provincia de València desglosados en 2,7 millones para el proyecto del túnel pasante y el canal de acceso (que debe rehacerse tras caducar la declaración de impacto ambiental); otros 105 millones para la línea de alta velocidad a
Levante (sic), que probablemente se destinarán a finalizar la línea València-Xàtiva de alta velocidad.  La decepción de estas cuentas llega con los cero euros destinados a la duplicación de la vía entre  Cullera y Gandia (valorada en 139 millones) y primer paso del tren de la costa, que no se prevé iniciar
hasta 2020, según releja el proyecto de presupuestos.

El ministerio prevé ejecutar el acceso sur a Oliva el año en el que se pondrá fin a medio siglo de peajes en la AP-7

La ampliación del bypass apenas obtiene 100.000 € pero el proyecto del túnel pasante logra 2,7 millones

LEVANTE 15/01/19